Embarazo y lactancia Sin Alcohol

Hoy vengo a concienciar sobre las consecuencias del consumo de alcohol durante el embarazo   y la lactancia. Hace unos días se celebro en Madrid un taller práctico organizado por Asociación Española de Matronas (AEM) y Cerveceros de España en colaboración con Madresfera enmarcado dentro de la campaña «Porque él bebe lo que tú bebes», el cual no me perdí detalles en redes y gracias a sus asistentes pude ver en directo parte de las charlas.

Una de sus ponentes Isabel Cuesta creadora del blog Una Madre Molona, contando su experiencia y haciendo hincapié en  la importancia de un cuidado consciente en los dos periodos, tanto en el de gestación como en el de lactancia.

Por otro lado la matrona Charo Sánchez y la nutricionista Andrea Calderón especializadas en la materia han enseñado pautas de nutrición a las asistentes al taller, no solo recalcando los daños que provoca el alcohol sino también ofreciendo conocimientos para llevar una alimentación más saludable y equilibrada. 

Como sabes el alcohol es un depresor y yo lo considero una droga, las personas que sufrimos una enfermedad inflamatoria intestinal no debemos consumir este tipo de bebidas y menos aún si estás embarazada o lactando.

Consecuencias de beber alcohol durante el embarazo y la lactancia.

En España, según un estudio, el 42% de las mujeres reconoce haberlo consumido durante el embarazo en un contexto social. Además, solo entre el 2% y el 3% es consciente de que una sola copa puede ser perjudicial.

Pero los riesgos no solo existen durante el periodo prenatal. La lactancia sigue siendo parte fundamental en el desarrollo del niño y, sin embargo, algunas mujeres no dan la suficiente importancia a esta etapa y no son conscientes de que, a través de la leche materna, transmiten todo lo que consumen al bebé. Por ello, es importante concienciar a estas madres sobre la incompatibilidad del consumo de alcohol durante el proceso.

Puedes ver  más en este brebe vídeo: 

El consumo de alcohol durante el embarazo puede generar daños, en ocasiones irreversibles como:

  • Daños en el crecimiento de los órganos del bebé
  • Daño en su desarrollo cerebral.
  • Problemas de corazón, riñones o huesos.
  • Trastornos del Espectro Alcohólico Fetal (discapacidades físico-intelectuales)
  • Aborto espontáneo o muerte fetal

En comparación con el resto de los niños que han sido amamantados por mujeres que no consumían alcohol, estos niñ@s pueden generar grandes problemas de salud como:

  • Una reducción de la capacidad cognitiva
  • Posibles retrasos en el crecimiento
  • Empeoramiento del razonamiento no verbal
  • Reducción en el reflejo de bajada de la leche materna en la madre.
  • Los casos más graves, un consumo agudo excesivo puede provocar coma, convulsiones.
  • Riesgo de muerte en el lactante

La nutricionista dietista Andrea Calderón ha recalcado que para conseguir los niveles adecuados de hidratación siempre lo mejor es el agua. Las madres también pueden beber infunciones, leche, y en caso de otra bebida que sea siempre siempre sin alcohol. La matrona Charo Sánchez ha recordado:  «cuanto más pequeño sea el bebé, más inmaduro será su sistema y tendrá mayor dificultad para eliminar el alcohol de su cuerpo» .

Por eso recuerda que Él bebe lo que tú bebes, por un embarazo sin una gota de alcohol. 

Deja un comentario

* Todos los campos marcados son obligatorios

Información básica sobre Protección de Datos
Responsable: Gregoria Sánchez + info
Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info
Legitimación:: Consentimiento del interesado. + info
Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info
Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web unamamasincolonperoconcrohn.com+ info